lunes, 4 de octubre de 2010

CONGRESO CRIMINALISTA FORENSE MISIONES

Julio ehinger es el titular de la ADHMHA, una organización que hace casi diez años pide que se resuelvan los casos impunes

"No hacemos más marchas porque los escritos son más efectivos"

:: Lo dijo el presidente de ADHMHA, que con Silvia Ibáñez, madre de una joven asesinada en Jujuy, abrió las jornadas del Congreso de Criminalística realizado en Posadas, contando los errores de los pesquisas en sus casos

Clic aquí para ampliar
click en la imagen para ampliar
Juntos en la lucha. Julio Ehinger y Silvia Ibáñez en el Congreso en Posadas. [Foto:Facundo Gabriel Zuetta]
Clic aquí para ampliar
click en la imagen para ampliar
Julieta Ehinger. Desaparecida.
Clic aquí para ampliar
click en la imagen para ampliar
Pamela Ibáñez. Asesinada en 2007.

Posadas. “En la Asociación ya no hacemos marchas, porque es más efectivo acompañar a cada una de las víctimas en cada presentación judicial y presionar directamente a los jueces y funcionarios para que los casos se resuelvan”, dijo Julio Ehinger (63), presidente de la Asociación de Derechos Humanos Madres e Hijos del Amor (ADHMHA), la que fundó junto a Teresita Boldú y la genetista y entomóloga Daniela Insaurralde, hace casi diez años, mientras los tres pedían justicia por el asesinato de familiares directos en Misiones. Ehinger, cuya hija desapareció hace más de ocho años y nada se sabe de ella aún, fue el encargado de abrir el XI Congreso Nacional de Criminalística y Ciencias Forenses que se realizó entre el jueves y el sábado pasados en el Centro de Convenciones de Posadas.
Como lo hizo ya en 58 congresos de similares temáticas desde que su hija Julieta desapareció, Julio dio el puntapié inicial y habló del caso. Así describió sin tapujos, frente a profesionales de reconocimiento internacional de Argentina, Perú, Paraguay, Chile, Colombia, México, Canadá y Estados Unidos, cada uno de los errores que los peritos e investigadores cometieron en su caso.
En su disertación, no perdió oportunidad de realizar críticas constructivas y dejar un mensaje a los jóvenes estudiantes de criminalística o de policía: “Cuando hagan un trabajo, háganlo responsablemente para que a otro no le pase lo que me pasó a mí”.
Y fue en esta lucha que se encontró con muchas personas en idéntica situación en distintas partes del país. Entre ellas está Silvia Ibáñez, madre de Pamela Ibáñez, quien fue brutalmente asesinada entre enero y febrero de 2007 en San Salvador de Jujuy.
Silvia es comparada en Jujuy con una “gladiadora”, por su incansable fuerza para poder caminar y hacer “panfleteadas” en las peatonales para pedir y exigir Justicia por el terrible asesinato de su hija.
Ella, también como invitada, vino desde la provincia norteña en un maratónico esfuerzo y también contó cómo no investigaron el caso desde el primer momento y cómo después nada hicieron para enmendar los errores.

Sigue pidiendo justicia
La lucha por Justicia parece no terminar nunca y los errores en las investigaciones tampoco. Es por eso que en los ocho años y medio que transcurrieron desde la desaparición de Julieta Ehinger, su padre Julio Ehinger decidió cambiar radicalmente su vida de comerciante de pueblo para recibirse de perito criminalista y asistir, en este tiempo, a 58 congresos sobre investigación policial y judicial. Es que en su caso hicieron todo mal, por lo que hoy en día no se sabe qué pasó con su hija.
“La justicia es tan lenta, más lenta que una tortuga al lado de un león, que Teresita Boldú -madre de Pablo Fraire, asesinado el 25 de noviembre de 2002- falleció antes de ver condenados a los asesinos de su hijo”, dijo Julio Ehinger a El Territorio. La sentencia por la muerte de Pablo fue dictada en 2009.
“Quieren testigos, pero qué se van a acordar los testigos después de nueve años”, se quejó Julio, que puja porque las investigaciones sean cada vez más técnicas, profesionalizadas y rápidas.
En ese sentido, aseguró que con respecto al Congreso, que “fue muy efectivo pero se esperaba más asistencia de la parte policial e investigativa de la Justicia y la Policía de Misiones”.

Cambio de estrategia
Además, comentó a El Territorio que a diferencia de los comienzos de la Asociación, que nuclea a muchos casos aún impunes en Misiones, ADHMHA, “ya no hacemos marchas por las calles, porque ahora es más útil y eficiente acompañar a cada víctima en el seguimiento de los casos, presentar escritos en la justicia, presionar a los funcionarios o reunirse con el Ministro de Gobierno”.
Sin perder más tiempo, el sábado, Julio ya estaba preparando nuevamente las valijas en su pueblo, Capioví, para viajar ayer a Buenos Aires, donde mañana tendrá que disertar en la VI Jornada de actualización de Ciencia Forense y Seguridad en la Recoleta, donde seguirá demostrando su entusiasmo y su profunda sed de justicia.

Otro caso similar en Jujuy
Silvia Ibáñez es conocida en todo Jujuy porque su lucha es incansable. Por eso fue invitada al Congreso de Criminalística, donde presentó el caso de su hija como ejemplo de lo que no se debe hacer en una investigación.
“La justicia hay que hacerla entre todos”, dijo Silvia. Y agregó: “desde 2007 hubo un antes y un después en Jujuy, porque casos que antes eran considerados suicidios por malas investigaciones, hoy se llega al fondo de lo ocurrido y en la asociación, que nuclea a 59 casos impunes, ya se logró que se sepa que en realidad esos suicidios eran homicidios que quisieron ser encubiertos”.
Silvia dijo que en Jujuy tienen un lema que remite a una “memoria activa” durante las caminatas en reclamo de Justicia, que es “Jujeño, no mires hacia otro lado, puedes ser tu”.
La hija de Silvia, Pamela Noemí Ibañez, salió de su domicilio en el barrio Cuyaya, entre las 8.30 y 9 del 16 de enero de 2007. Según sus familiares, había dicho ese día que se dirigía hasta el banco “Macro” de la calle San Martín y Lamadrid, al cual nunca llegó.

“Vine para aprender”
“Yo vine para aprender, porque en el caso de Pamela el error fue desde que desapareció. Cuando fui a denunciar a la Policía me dijeron que tenía que esperar 48 horas y tuve que soportar muchos maltratos y prejuzgamientos, pero ahora son cuatro horas las que se esperan. Y después que me tomaron la denuncia, a los tres días que decían que la buscaban, me fui hacia el Norte de la Provincia y la policía caminera no tenía ni idea del caso y ni siquiera tenían un fax para recibir una foto. Y recién a la semana me pidieron fotos para las comisarías y ni siquiera usaron perros para buscarla”, narró Silvia, con mucho dolor e indignación en sus ojos.
“Luego, el 3 de febrero, un campesino llamó y dijo que vio un cadáver a la vera de la ruta provincial 2 en la localidad de La Almona. Pero la Policía nunca fue a ver si era cierta la denuncia”, recordó Silvia.
“Recién el 10 de febrero, porque el mismo campesino fue hasta la Policía y dijo que el cadáver seguía ahí, levantaron el cuerpo del lugar”, agregó la mujer llegada desde Jujuy.
“No se preservó la escena del crimen, no buscaron en la zona el brazo izquierdo que le faltaba ni sus manos, no hicieron entomología, no recolectaron elementos en la zona y hasta hoy no se sabe qué llamadas hizo desde su celular, ni ella ni su esposo, y tampoco hicieron triangulación de llamadas”, remarcó Silvia.
Y finalizó: “Hasta hoy sigo esperando las pericias y las personas que tendrían que haber venido desde Jujuy a capacitarse, no vinieron”.


El dato
fueron los congresos a los que asistió, mediante un gran esfuerzo, Julio Ehinger, quien pugna por buenas investigaciones.

domingo, 26 de abril de 2009

video

jueves, 31 de julio de 2008

mayra...

Alicia Mayra Belen Dominguez...

Era una adolescente de 15 años que vivia con su familia en el barrio de Mariano Moreno, asistia al colegio Comercial N° 2 de nuestra cuidad, en donde era una compañera apreciada por todos los que tubieron la suerte de conocerla, debido a su destacada solidaridad, respeto y compañerismo.
Tambien asistia al grupo Legionario Virgen Niña, en donde predicaba la palabra de Dios, ayudaba a sus amigos y seres queridos, siempre con su sinpatia, cariño y alegria.

Su vida, era como la de cualquier niña.... llena de ilusiones, esperanzas y expectativas por vivir...

El dia 6 de mayo salio de su hogar a las 20:30hs. para dirigirse a un ciber cercano a su casa, y debia de regresar junto a su familia a las 21:39hs., pero nunca regreso...
Sus padres, al notar que ella no regresaba, comenzaron su busqueda, dando parte a las autoridades policiales correspondientes, siendo estas, las que horas mas tarde les informarian sobre el hallasgo de un cuerpo de una adolescente encontrado en las adyacencias del Club Lavalle, entre las calles Jose de la Iglesia casi Roque Alvarado.
A las 9:00hs de la mañana siguiente, sus padres confirmaron la tragica y dura realidad... su pequeña hija habia dejado de estar entre nosotros.

Actualmente el caso se encuentra en etapa de investigacion, y es llevado por el juzgado de menores a cargo de la jueza Medina Pilar, Dra. Liliana Montiel y los abogados querellantes adherentes, Dr. Capiello Sergio y Dr. Pini Ignacio.

Este caso, uno de los mas brutales y alebosos que se recuerdan en nuestra provincia, contra una niña indefensa, no debe quedar impune.

Sus familiares, amigos, compañeros y la sociedad toda, piden justicia por MAYRA


" RECUERDEN: DIOS NO TE HIZO POR HACERTE... DIOS TE HIZO EN SERIO... DIOS NOS HIZO COMPLETOS, PERO NOS DIO A CADA UNO UN DON PARA DESCUBRIRLO Y PONERLO A DISPISICION DE LOS DEMAS... EL TIENE UN PLAN PARA CADA UNO DE NOSOTROS..."
( Escrito por Mayra... )

domingo, 20 de julio de 2008

domingo, 18 de mayo de 2008

CARPA POR LA VERDAD...



VÍCTIMAS DE LA VIOLENCIA E IMPUNIDAD.

En San Salvador de Jujuy, frente al Tribunal en lo Penal, se apostaron en una carpa un grupo de personas las cuales tienen familiares que fueron victimas de muertes violentas en circunstancias dudosas, desaparecidos o que se cometieron injusticias a nivel judicial y están pidiendo desde ese lugar el esclarecimiento de estos hechos a las autoridades pertinentes.

Es un grupo humano conformado por familiares y amigos, quebrados por el dolor de la pérdida de un ser querido. Algunos de los casos que tuvimos la oportunidad de conocer son el de Pamela Ibáñez, Titi Guerra, Rodrigo Rafael Gómez, entre otros que se van sumando a esta carpa donde encuentran contención, comprensión y esperanza, al verse reflejados en los diversos casos, brindándose apoyo mutuo para obtener justicia y esclarecimiento de estos hechos.

Silvia Ibáñez, madre de Pamela, nos comentaba que su hija desapareció el 16 de Enero de 2007, salió una mañana y no se supo más de ella; se hizo la denuncia ese mismo día, los familiares la buscaron por diversos hospitales y departamentos de nuestra provincia sin obtener ningún resultado.

El 3 de Febrero una persona encuentra un cuerpo en la localidad de La Almona dando parte a la policía sin que ésta se apersonase ese mismo día en el lugar del hallazgo. Una semana después esta persona vuelve a la seccional para llevarlos al lugar donde seguía el cuerpo.

Después de un examen de ADN (el cual dio positivo), se entregó el cuerpo a la familia Ibáñez “…EN REALIDAD ME ENTREGARON DOS BOLSAS DE HUESOS…”, nos comentaba Silvia apesadumbrada.

Se procede a detener al ex marido de Pamela, quién salió en libertad por falta de mérito, pero sigue imputado...

Silvia se encargó de difundir este caso a diversas Organizaciones e Instituciones, como ser:

· Defensoría del Pueblo

· Ministerio del Interior.

· Presidencia de la Nación.

· Ministerio de Justicia, entre otros.


“…Esto nos da la pauta de la impunidad que hay en la Justicia de Jujuy; el desempeño de la policía dejó mucho que desear, no tienen los elementos instrumentales para esclarecer este tipo de hechos…”, nos dice Silvia Ibáñez con respecto al desempeño de las fuerzas en el caso de su hija, que hasta la fecha no mostró ningún tipo de avances.



Silvia Ibáñez

También está el caso de Rodrigo Rafael Gómez, de 29 años de edad, domiciliado en el barrio de San Pedrito de nuestra Capital, quién hace diez años que venía prestando servicio en la Municipalidad como policía de tránsito.

El 1 de Marzo de 2008 salió a trabajar y no regresó más a su hogar, nos contaba su hermana Adriana Gómez. Según testigos salió con un compañero por distintos bares de la zona de la Terminal, sumándose a ellos una mujer; luego subieron a un colectivo de la línea ETAP, el compañero se bajo en Huaico, mientras ellos siguieron viaje. De acuerdo a las declaraciones, Rodrigo se bajó molesto en San Pablo de Reyes entregando su celular a su acompañante. Hasta la fecha sigue desaparecido. Cabe destacar que en la localidad de Los Molinos se encontraron restos que aún no fueron identificados, los resultados del ADN estarán a fines de Mayo.


Adriana Gómez

Por otra parte está Miguel Guerra, hermano de Titi Guerra, quién nos narra que el domingo 27 de Enero de 2008 fue a visitar a Titi al Penal Nº 1 de Gorriti encontrándolo bien en todo aspecto. El lunes 28 fue hallado en su celda quemado en un 80% de su cuerpo, trasladándolo el personal de la Institución al Hospital Pablo Soria, ingresando a Terapia Intensiva en estado de coma. Los familiares se enteran de lo acontecido ONCE HORAS después de lo ocurrido siendo ésta una situación de suma gravedad profundizada por el hecho de no habérseles informado en el acto. Titi fallece el lunes 28 de Enero a las once de la noche.

El personal de guardia de la Penitenciaria da la noticia a los medios caratulándolo como un suicidio por problemas familiares, no coincidiendo con la familia que lo encontró bien de ánimo y pidiéndoles que vuelvan a visitarlo el día miércoles.

La autopsia la efectuó dos días después del deceso un médico forense por parte de la familia encontrando diversas lesiones producto de golpes que le ocasionaron daños internos en los riñones, páncreas, hígado y pulmones, además de las quemaduras en su cuerpo, generando esto más incertidumbre y contradicciones con la versión dada por el Servicio Penitenciario.

A un mes que se llevaron los órganos a Santiago del Estero -teniendo los resultados aquí en capital- no dan respuestas porque dicen que está bajo secreto de sumario, y a días de haberse llevado las prendas junto con las pertenencias de su celda a Gendarmería Nacional en la Provincia de Buenos Aires, obtuvieron la misma respuesta, nos informaba la familia de Titi.

“…La autopsia revelo que estuvo 10 minutos agonizando, prendido fuego, a mi hermano lo torturaron y para cubrir los golpes lo quemaron vivo, fue un asesinato y lo quisieron encubrir, nos sentimos impotentes al no saber nada y al no haber ningún imputado…”, nos decía Miguel.

Sus compañeros de celda en un comunicado informaron que están siendo amenazados de muerte y a otros le prometen su libertad, nos comentaban los parientes de Titi; para la familia y amigos no fue un suicidio dado el resultado de la autopsia y como se suscitaron los hechos.


Miguel Guerra

Según un informe de la Defensoría del Pueblo de la Nación, Jujuy figura como una de las provincias mas inseguras del país, nos dice Silvia Ibáñez; por ende las autoridades tienen que tomar recaudos para mejorar la situación actual y que no se susciten este tipo de hechos mediante la prevención, tener celeridad en dilucidar los casos en manos de la Justicia para evitar el estancamiento de los mismos.

Las autoridades deberían cumplir con sus funciones de manera idónea y efectiva desde los distintos Poderes: Legislativo, Ejecutivo y Judicial, como así también la Policía de la Provincia y nosotros como ciudadanos para educar y re-educarnos, replanteando nuestros valores para mejorar nuestra calidad de vida y la de nuestra familia, adquiriendo un compromiso personal y social para lograr de esta manera convivir en una sociedad que crezca cada día en todo sus aspectos.

Lamentablemente se siguen sumando casos y los familiares de las víctimas están pensando en ir a Buenos Aires para que se conozcan estos hechos a nivel nacional, de esta manera tener una repercusión mas profunda en todos los niveles y lograr así el esclarecimiento de estos hechos.

Realizaron una serie de marchas y FUERON REPRIMIDOS.

Esperemos que estas familias obtengan justicia y las autoridades pertinentes cumplan sus funciones de manera efectiva e idónea poniéndonos en el lugar de estas personas que están vivenciando una situación angustiante y dolorosa.

“…SOLAMENTE QUIEN PIERDE UN HIJO SABE LO QUE ES EL DOLOR, NADIE TIENE DERECHO DE QUITAR LA VIDA, NO SOMOS QUIENES PARA HACER JUSTICIA POR MANO PROPIA…”, Silvia Ibáñez.



viernes, 2 de mayo de 2008